UA-86120834-3

Ford y Volkswagen amplían su colaboración global para avanzar en conducción autónoma


Ford Motor Company y Volkswagen AG anunciaron hoy que están ampliando su alianza global para incluir vehículos eléctricos y colaborarán con Argo AI para introducir la tecnología de vehículos autónomos en los Estados Unidos y Europa, posicionando a ambas compañías para servir mejor a sus clientes mientras mejoran su competitividad y sus eficiencias de costos y capital.

El CEO de Volkswagen, Dr. Herbert Diess, el presidente y CEO de Ford, Jim Hackett, y el CEO de Argo AI, Bryan Salesky, anunciaron que Volkswagen se une a Ford para invertir en Argo AI, compañía de plataformas de tecnología de vehículos autónomos.

Trabajando junto a Ford y Volkswagen, el sistema de conducción autónoma (SDS) de Argo AI es el primero con planes de despliegue comercial en Europa y Estados Unidos. Además, al poder acceder al alcance global de ambos fabricantes de automóviles, la plataforma de Argo AI tiene el mayor potencial de despliegue geográfico de cualquier tecnología de conducción autónoma hasta la fecha. Volkswagen y Ford integrarán de forma independiente la SDS de Argo AI en vehículos especialmente diseñados para respaldar las distintas iniciativas de movilidad de personas y mercancías de ambas compañías.

El enfoque de Argo AI sigue siendo la entrega de un sistema de conducción autónoma con capacidad de SAE nivel 4, que se aplicará para servicios de viajes compartidos y entregas de mercancía en áreas urbanas densas.

Ford y Volkswagen tendrán igual participación en Argo AI y de manera combinada serán dueños de una parte sustancialmente mayoritaria. El resto se utilizará como un fondo de incentivos para los empleados de Argo AI. La transacción completa está sujeta a aprobaciones regulatorias y condiciones de cierre.

"Mientras que Ford y Volkswagen siguen siendo independientes y compiten intensamente en el mercado, asociarse y trabajar con Argo AI en esta importante tecnología nos permite ofrecer capacidad, escala y alcance geográfico inigualables", dijo Hackett. "Liberar las sinergias en una variedad de áreas nos permite mostrar el poder de nuestra alianza global en esta era de vehículos inteligentes para un mundo inteligente".

Los líderes de la compañía también anunciaron que Ford se convertirá en el primer fabricante de automóviles adicional en utilizar la arquitectura del vehículo eléctrico dedicado de Volkswagen y el Modular Electric Toolkit (MEB) para fabricar un vehículo de alto volumen con cero emisiones en Europa a partir de 2023.

Ford espera manufacturar más de 600,000 vehículos europeos usando la arquitectura MEB durante seis años, con un segundo modelo completamente nuevo para clientes europeos, que se encuentra en discusión. Esto apoya la estrategia europea de Ford, que implica seguir potenciando sus fortalezas, incluyendo vehículos comerciales, crossovers atractivos y vehículos emblemáticos importados como Mustang y Explorer.

Volkswagen comenzó a desarrollar su arquitectura MEB en 2016, invirtiendo aproximadamente $7 mil millones en esta plataforma. El fabricante de automóviles está planeando utilizar esta plataforma para construir aproximadamente 15 millones de automóviles solo para el Grupo Volkswagen en la próxima década.

Para Ford, el uso de la arquitectura MEB de Volkswagen es parte de su inversión de más de $11.5 mil millones en vehículos eléctricos en todo el mundo, y apoya el compromiso de Ford de ofrecer a sus clientes europeos una amplia gama de vehículos eléctricos a la vez que cumple con sus compromisos de sostenibilidad.

“De cara al futuro, más clientes y el medio ambiente se beneficiarán de la arquitectura de EV líder en la industria de Volkswagen. "Nuestra alianza global está comenzando a demostrar una promesa aún mayor, y continuamos evaluando otras áreas en las que podríamos colaborar", dijo Diess. "Escalar nuestro MEB reduce los costos de desarrollo de los vehículos con cero emisiones, lo que permite una adopción mundial más amplia y más rápida de los vehículos eléctricos. Esto mejora el posicionamiento de ambas compañías a través de una mayor eficiencia de capital, un mayor crecimiento y una mejor competitividad".

La alianza, que incluye colaboraciones fuera de las inversiones conjuntas de Volkswagen y Ford en Argo AI, no implica propiedad cruzada entre las dos compañías y es independiente de la inversión en Argo AI. La alianza está regida por un comité conjunto, liderado por Hackett and Diess e incluye ejecutivos senior de ambas compañías.

Las compañías también están encaminadas para entregar pickups medianas para clientes globales, que se espera comience en 2022, seguido de vans comerciales.

Accionistas igualitarios en Argo AI

Volkswagen invertirá $ 2.6 mil millones en Argo AI, comprometiendo $1,000 millones en fondos y contribuyendo con su compañía de $1.6 mil millones, Autonomous Intelligent Driving (AID, que incluye a más de 200 empleados, la mayoría de los cuales ha estado desarrollando tecnología de conducción autónoma para el Grupo Volkswagen.

Como parte de la transacción, Volkswagen también comprará acciones de Argo AI a Ford por $500 millones durante tres años. Ford invertirá en Argo AI los $600 millones restantes de su compromiso en efectivo de $1,000 millones, anunciado previamente

La transacción completa representa una valoración para Argo AI que totaliza más de $7 mil millones.

Ambos fabricantes de automóviles ven un potencial significativo, incluido el crecimiento rentable al aprovechar nuevas áreas de negocios vinculadas a la tecnología autónoma.

Argo AI planifica trabajar en estrecha colaboración con Ford y Volkswagen para proporcionar la tecnología de vehículo autónomo que las automotrices necesitan para ofrecer vehículos de conducción autónoma totalmente integrados que se pueden fabricar a escala para un despliegue seguro, confiable y duradero para servicios de viajes compartidos y entregas de mercancía.

"Argo AI es afortunada de tener un equipo de clase mundial debido a nuestra clara misión y el compromiso de nuestros socios, y junto con los empleados de AID, tendremos una fuerza laboral global para atraer aún más de los mejores talentos", dijo Salesky, cofundador de Argo AI. "Además, gracias a Ford y Volkswagen, la tecnología Argo AI podría algún día alcanzar casi todos los mercados de América del Norte y Europa, aplicada a múltiples marcas y a una multitud de arquitecturas de vehículos".

Con sede en Munich, Alemania, AID se convertirá en la nueva sede europea de Argo AI y será dirigida por el actual CEO de AID, Karlheinz Wurm. Con la incorporación de los empleados de AID, Argo AI crecerá de 500 a más de 700 empleados en todo el mundo.

Además de su sede mundial en Pittsburgh, Pensilvania, la nueva ubicación marca el primer centro de ingeniería de Argo AI en Europa y el quinto a nivel mundial, además de Dearborn, Michigan; Cranbury, NJ; y Palo Alto, California. Colaborando con Ford, Argo AI también está probando su tecnología en Miami y Washington, DC, donde juntos planifican el despliegue de servicios comerciales.

Ford utilizará la arquitectura de vehículos eléctricos MEB de Volkswagen para 600,000 vehículos

Ford planea diseñar un nuevo modelo de vehículo eléctrico basado en la plataforma MEB, que estará disponible a partir de 2023, en Köln-Merkenich, Alemania. Volkswagen suministrará piezas y componentes de MEB como parte de la colaboración.

Ambas compañías también continuarán enfocándose en áreas adicionales en las que pueden trabajar juntas en vehículos eléctricos, una prioridad estratégica clave para ambas compañías en su avance para acelerar la transición hacia una movilidad sostenible y asequible.

El acuerdo con Ford es una piedra angular en la estrategia eléctrica de Volkswagen, apoyando el crecimiento de la industria de la movilidad eléctrica y facilitando los esfuerzos globales para alcanzar el Acuerdo de París 2050.

Encaminada la colaboración en vans comerciales y pickups

Ford y Volkswagen continúan encaminados en su plan previamente anunciado para mejorar sus respectivas fortalezas en vans comerciales y pickups medianas en mercados globales claves. El trabajo en estas líneas de vehículos creará eficiencias significativas para cada compañía.

Ford diseñará, adquirirá y construirá la pickup mediana previamente anunciada para ambas compañías para clientes en Europa, África, Medio Oriente, Asia Pacífico y América del Sur, y se espera que las pickups lleguen a los mercados claves a partir de 2022.

Para ambas compañías, Ford tiene la intención de diseñar, adquirir y construir vans comerciales más grandes para clientes europeos a partir de 2022, y Volkswagen tiene la intención de desarrollar, adquirir y construir una van urbana para vender en Europa y otros mercados globales selectos.

Volkswagen y Ford tienen fuertes negocios complementarios de vans comerciales y pickups en todo el mundo, con modelos populares que incluyen la línea de Ford Transit y Ranger, así como Volkswagen Transporter, Caddy y Amarok.

Dado que ambas compañías esperan que la demanda de pickups medianas y vans crezca globalmente en los próximos cinco años, la colaboración en estos segmentos claves permitirá que mejores tecnologías y más innovación alcancen a sus respectivos clientes más rápidamente, con una mejor utilización de la capacidad de las plantas.

#Ford #FordMotorCompany #Volkswagen #ArgoAI #RevistaRevoluciones