UA-86120834-3
top of page

Chevrolet Corvette E-Ray: el primero de tracción total y electrificado


El Chevrolet Corvette es uno de los deportivos más longevos de la historia y han pasado ya siete décadas desde que hizo su debut en 1953 y siempre se ha mantenido fiel a su filosofía. Sin embargo, ahora los tiempos cambian a pasos agigantados y la firma americana se ha visto obligada a hacer algunas modificaciones para mantenerlo en el mercado en los años venideros. De ahí que veamos algo tan especial como el Chevrolet Corvette E-Ray, la primera variante electrificada y que a su vez llega por primera vez en la historia de este ejemplar con tracción total.

Disponible tanto en la carrocería coupé y descapotable de techo rígido, este modelo estrena el sistema eAWD para ser el primero que abandona la propulsión para adoptar la tracción a las cuatro ruedas de forma electrificada. Eso hace que mejoren sus prestaciones considerablemente, de hecho cuenta con el título de ser el Corvette de producción más rápido de la historia. Para conseguirlo combina el motor V8 atmosférico de 6.2 litros (Small Block LT2) que tiene bajo el bonete con un motor eléctrico para mover el eje delantero.

La parte electrificada la pone un motor de 120 kW, pero también una pequeña batería de 1.9 kWh. Eso se traduce en que el Chevrolet Corvette E-Ray consigue una potencia conjunta de alrededor de 655 HP. Se habla de una aceleración de 0 a 60 millas/h en 2.5 segundos y puede completar el cuarto de milla en 10.5 segundos, según indicaciones de la marca. Además, este superdeportivo híbrido tiene otras ventajas propias de la tracción total y modos de conducción nuevos.


Por ejemplo, estrena el Stealth Mode, con el que podría moverse en modo eléctrico a velocidades de hasta 45 millas/h. El Chevrolet Corvette E-Ray mantiene los modos de conducción (Tour, Sport, Track, Weather, My Mode y Z-Mode), al tiempo que suma la función Charge+ para maximizar la carga de la batería. Por cierto, el Corvette E-Ray no es enchufable, la batería se recarga por inercia y con las frenadas.

A nivel de chasis, cuenta de fabrica con un sistema de frenos Brembo y la suspensión Magnetic Ride Control 4.0 con sus tres ajustes. Los aros delanteros son de 20 pulgadas y los traseros de 21 pulgadas y van calzados por neumáticos Michelin Pilot Sport. Curiosamente es ligeramente más ancho (+ de 3.5 pulgadas) que el Corvette Stingray. Además, se ha trabajado en la experiencia de sonido, para que el motor eléctrico vaya en armonía con el de combustión. Las ayudas a la conducción mejoran y son más completas en este modelo.

En términos de diseño, el Chevrolet Corvette E-Ray respeta las líneas características del modelo original estrenando algunos detalles. El interior de esta versión es el exclusivo Artemis Dipped, con tonos verdes intensos en contraste. Este modelo tendrá un precio de venta en los Estados Unidos desde $104,295 dólares en la versión coupé y $111.295 dólares para el modelo descapotable.

Te invito a que veas más visuales en el episodio #97 de nuestro programa "Full Speed Revoluciones". https://fb.watch/m19LVXngl_/



25 views0 comments

Comments


bottom of page