UA-86120834-3 Ford trabaja con 3M, GE, UAW para acelerar la producción de respiradores
  • Revista Revoluciones

Ford trabaja con 3M, GE, UAW para acelerar la producción de respiradores


Ford Motor Company, uniendo fuerzas con empresas como 3M y GE Healthcare, está aportando su experiencia en manufactura e ingeniería para expandir rápidamente la producción de equipos y suministros médicos que se necesitan con urgencia para trabajadores de la salud, personal de primeros auxilios y pacientes que luchan contra el coronavirus.

Además, Ford planea ensamblar más de 100,000 protectores faciales por semana y aprovechar su capacidad interna de impresión 3D para producir componentes que serán usados en equipos de protección personal.

“Este es un momento muy crítico para Estados Unidos y el mundo. Es un momento de acción y colaboración. Al unirnos múltiples industrias, podemos hacer una verdadera diferencia para las personas necesitadas y para aquellos en la primera línea de esta crisis ", dijo Bill Ford, presidente ejecutivo de Ford. "En Ford, sentimos una profunda obligación de dar un paso al frente y contribuir en momentos de necesidad, como siempre lo hemos hecho a lo largo de los 117 años de historia de nuestra empresa".

Respiradores purificadores de aire accionados

Los miembros del equipo de Ford están trabajando con 3M para aumentar la capacidad de producción de sus diseños de respiradores para purificar el aire (PAPR) y trabajando conjuntamente para desarrollar un nuevo diseño que aproveche las piezas de ambas compañías para satisfacer la creciente demanda para personal de primera respuesta y trabajadores de la salud. Este nuevo respirador podría ser producido en una instalación de Ford por trabajadores de la UAW (United Auto Workers).

Para avanzar lo más posible, los equipos de Ford y 3M han estado identificando hábilmente piezas disponibles en inventario, como ventiladores de los asientos refrigerados de la Ford F-150 para flujo de aire, filtros de aire HEPA de 3M para filtrar contaminantes en el aire, como las gotas que transportan partículas de virus y paquetes de baterías portátiles para alimentar estos respiradores por hasta ocho horas.

Ford está analizando cómo podría producir estos respiradores de nueva generación en una de sus instalaciones de manufactura de Michigan, posiblemente ayudando a que 3M multiplique por diez su producción.

"Al trabajar con 3M y GE, hemos empoderado a nuestros equipos de ingenieros y diseñadores a que sean rápidos y creativos para ayudar a ampliar rápidamente la producción de este equipo vital", dijo Jim Hackett, presidente y CEO de Ford. "Hemos conversado regularmente con funcionarios federales, estatales y locales para comprender las áreas de mayor necesidad. Estamos enfocando nuestros esfuerzos para ayudar a aumentar el suministro de respiradores, protectores faciales y ventiladores que pueden ayudar a los trabajadores de la salud, personal de primera respuesta, trabajadores en funciones críticas, así como a aquellos que han sido infectados por el virus".

"Estamos explorando todas las oportunidades disponibles para ampliar aún más la capacidad de 3M y suplir suministros de cuidado médico lo más rápido posible a dónde más se necesitan, lo que incluye asociarse con otras grandes compañías como Ford", dijo Mike Roman, presidente de la junta directiva y principal oficial ejecutivo de 3M. "Es crucial que movilicemos todos los recursos para proteger vidas y vencer esta enfermedad, y estoy increíblemente agradecido de Ford y sus empleados por esta asociación".

Ventiladores

Además, Ford y GE Healthcare están trabajando juntos para expandir la producción de una versión simplificada del diseño de ventilador de GE Healthcare para ayudar a los pacientes con insuficiencia respiratoria o dificultad para respirar causada por COVID-19. Estos ventiladores podrían producirse en un centro de producción de Ford, además de unas instalaciones de GE.

"Nos alienta la rapidez con que las empresas de todas las industrias se han movilizado para responder al creciente desafío que enfrentamos colectivamente por el COVID-19", dijo el presidente y principal oficial ejecutivo de GE Healthcare, Kieran Murphy. "Nos enorgullece aportar nuestra experiencia clínica y técnica a esta colaboración con Ford, trabajando juntos para satisfacer una demanda sin precedentes de esta tecnología que salva vidas y respaldar urgentemente a nuestros clientes para poder satisfacer las necesidades de los pacientes".

El trabajo en esta iniciativa está relacionado con una solicitud de ayuda de funcionarios del gobierno de Estados Unidos.


Respiradores y caretas

Mientras tanto, el equipo de diseño de Ford en los Estados Unidos también está creando y comenzando a probar rápidamente los protectores faciales transparentes para los trabajadores médicos y de primera respuesta. Los escudos faciales protegen completamente la cara y los ojos del contacto accidental con líquidos y cuando se combinan con respiradores N95 pueden ser una forma más efectiva de limitar la posible exposición al coronavirus que los respiradores N95 solos.

Los primeros 1,000 protectores faciales se probarán esta semana en los hospitales Detroit Mercy, Henry Ford Health Systems y Detroit Medical Center Sinai-Grace. Se espera que aproximadamente 75,000 de estos protectores se terminen de producir esta semana y se producirán más de 100,000 protectores faciales por semana en las instalaciones de la filial de Ford, Troy Design and Manufacturing, en Plymouth, Michigan.

Ford está aprovechando su Centro de fabricación avanzada en Redford, Michigan, y sus capacidades internas de impresión 3D para fabricar componentes y subconjuntos para uso en equipos de protección personal.

Ford está evaluando un esfuerzo por separado con el gobierno del Reino Unido para producir ventiladores adicionales, en el que no participa GE Healthcare.

Por otro lado, el socio de la empresa conjunta Ford of China, Jiangling Motors, también donó 10 vans de ambulancia Transit especialmente equipadas a hospitales en Wuhan, donde comenzó el brote de coronavirus. Ford también está recuperando 165,000 respiradores N95 que fueron enviados originalmente por Ford a China a principios de este año para ayudar a combatir el coronavirus.

Ford también puso en marcha un equipo de trabajo para ayudar a los hospitales a ubicar y asegurar los respiradores quirúrgicos y N95 que se necesitan con urgencia. Hasta ahora, Ford se ha comprometido a enviar 40,000 mascarillas quirúrgicas a Henry Ford Health Systems en lo que localiza suministros adicionales.

Las empresas e individuos que estén interesados ​​en contribuir a este esfuerzo pueden enviar su información a www.fordnewideas.com.

Ford, junto con las empresas a las que apoya, ofrecerá actualizaciones adicionales a medida que avancen estos proyectos especiales.




0 views